Metanfetaminas: Abuso y Adicción
 

Nota del Director

El abuso de la "metanfetamina", un sicoestimulante potente, es un problema extremadamente serio que sigue creciendo. Aunque al principio la droga se usó principalmente en ciertas áreas urbanas del suroeste de los Estados Unidos, ahora estamos viendo altos niveles de abuso de la "metanfetamina" en muchas áreas del Medioeste, en áreas urbanas y rurales, y en segmentos muy diversos de la población.Como parte de nuestra Iniciativa de Investigación sobre la metanfetamina, el"Instituto Nacional Sobre el Abuso de Drogas" (NIDA) ha desarrollado esta publicación para proveer un resumen de los últimos descubrimientos sobre esta droga. La metanfetamina es un estimulante poderosamente adictivo que está relacionado a serias condiciones de salud, incluyendo la pérdida de memoria, agresión, comportamiento sicótico, y daño potencial al corazón y al cerebro; también contribuye a incrementar la transmisión de hepatitis y SIDA.Una de las metas más importantes del NIDA es traducir lo que los científicos aprenden de sus investigaciones para ayudar al público a tener una mayor comprensión sobre el abuso de las drogas y la adicción, y para desarrollar estrategias más efectivas para su prevención y tratamiento. Esperamos que esta compilación de información científica sobre la metanfetamina ayude a los lectores a mantenerse informados sobre los efectos dañinos del abuso de esta droga y que les asista en los esfuerzos de prevención y de tratamientos.

Alan I. Leshner, Ph.D.
Director


¿Qué es la metanfetamina?


La metanfetamina es un estimulante poderosamente adictivo que afecta dramáticamente el sistema nervioso. La droga se produce fácilmente en laboratorios clandestinos con ingredientes relativamente baratos que se pueden conseguir sin receta médica. Estos factores se combinan para hacer de la metanfetamina una droga con un alto potencial de abuso masivo.La metanfetamina es corrientemente conocida como "speed", "meth", y "chalk".

Generalmente se refiere a la forma fumada de la droga como "hielo" (ice),"cristal" (crystal), "arranque" (crank), y "vidrio" (glass). Es un polvo blanco, cristalino, sin olor, y con sabor amargo que se disuelve fácilmente en agua o licor. La droga fué desarrollada a comienzos de este siglo a raíz de la anfetamina, y fué usada originalmente en descongestionantes nasales e inhaladores bronquiales.La estructura química de la metanfetamina es similar a la de la anfetamina, pero los efectos al sistema nervioso son mucho más pronunciados. Como la anfetamina,la droga incrementa la actividad, baja el apetito y produce una sensación general de bienestar. Los efectos de la metanfetamina pueden durar de 6 a 8 horas. Después de la "sensación eufórica" inicial, hay un estado de alta agitación en algunos individuos que los puede conducir a que se comporten violentamente.La metanfetamina es un estimulante tipo "Schedule II", lo cual significa que la droga tiene un alto potencial de ser abusada y es disponible solamente por medio de recetas médicas que no se pueden renovar. Existen algunas razones médicas aceptables para el uso de esta droga, como el tratamiento de la narcolepsia, el desorden caracterizado por déficit de atención, y para uso, a corto plazo, del control de la obesidad; pero estos usos médicos son limitados.


¿Cuál es el alcance del abuso de la metanfetamina en los Estados Unidos?

El abuso de la metanfetamina, declarado por mucho tiempo como el problema dominante del abuso de las drogas en el área de San Diego, California, también se ha vuelto un problema sustancial en otras regiones del Oeste y Suroeste. Hay indicios que este problema se está extendiendo a otras áreas del país, incluyendo a varias regiones rurales y urbanas del Sur y Medioeste. La metanfetamina, tradicionalmente asociada con hombres blancos de la clase media obrera, se encuentra en grupos más diversos de la población y en distintas áreas geográficas. De acuerdo a la Encuesta Nacional de Hogares sobre el Abuso de las Drogas de 1996 ("National Household Survey"), aproximadamente 4,9 millones de personas (el 2,3 por ciento de la población) han probado la metanfetamina en alguna ocasión durante sus vidas. En 1994, el cálculo aproximado era 3,8 millones (el 1,8 por ciento), y en 1995, era 4,7 millones (el 2,2 por ciento). Datos de la Red
de Advertencia sobre el Abuso de Drogas de 1996 (DAWN), la organización que reúne información sobre los episodios relacionados con las drogas en los salones de emergencia en hospitales de 21 áreas metropolitanas, informaron que los episodios relacionados con la metanfetamina bajaron en un 39 por ciento entre 1994 y 1996 después de haber incrementado en 237 por ciento entre 1990 y 1994. A nivel estadístico, hubo una disminución significativa en episodios relacionados con la metanfetamina entre 1995 (16,200) y 1996 (10,800). Sin embargo, hubo un incremento significativo del 71 por ciento entre el primer semestre de 1996 y el segundo semestre de 1996 (de 4,000 a 6,800).

El uso de la metanfetamina y la anfetamina está aumentando.


Episodios trimestrales en los salones de emergencia a causa
del uso de estimulantes fueron observados de 1994 a 1996.

Una escasez de metanfetamina fue reportada por epidemiólogos
durante el segundo semestre de 1995 lo cual causó
una rebaja significativa en los casos de emergencia.


El Grupo Comunitario de Trabajos en Epidemiología (CEWG) del NIDA, una red de alerta en la cual los investigadores proveen información sobre la naturaleza y las tendencias del uso de las drogas en ciudades grandes, reportó en su publicación de Junio de 1997 que la metanfetamina sigue siendo un problema en Hawaii y en ciudades principales del oeste como San Francisco, Denver, y Los Angeles. Incrementos en la disponibilidad y la producción de la metanfetamina se están reportando en diversas áreas del país, particularmente en areas rurales, incitando preocupación acerca del aumento del uso de esta droga.


El método preferido de tomar la metanfetamina varía entre regiones geográficas.


El método preferido de tomar la metanfetamina varía entre regiones geográficas.En Hawaii, 96 por ciento prefieren fumarla, 1 por ciento prefieren aspirarla, y menos de 1 por ciento prefieren inyectarla. En San Diego, 36 por ciento prefieren fumarla, 38 por ciento prefieren aspirarla, y 23 por ciento prefieren inyectarla.En San Francisco, 11 por ciento prefieren fumarla, 27 por ciento prefieren aspirarla, y 57 por ciento prefieren inyectarla.

Admisiones a los centros de tratamientos para el abuso de drogas, registradas por el CEWG en Diciembre de 1996, demostraron que la metanfetamina permaneció la droga de abuso más usada entre sus pacientes en el área de San Diego y que quedó en segundo lugar solamente después de la marihuana en Hawaii. Estimulantes, incluyendo la metanfetamina, tomaron responsabilidad por porcentajes más bajos en las admisiones de tratamientos en otros estados y áreas metropolitanas del Oeste (ej., 5 por ciento en Los Angeles y Seattle, y 4 por ciento en Texas y San Francisco). En comparación, los estimulantes fueron las drogas de abuso principales en menos de 1 por ciento de las admisiones a centros de tratamientos en la mayoría de las áreas metropolitanas del este y medioeste, excepto en Minneapolis-St. Paul y St. Louis, donde fueron responsables por aproximadamente el 2 por ciento de las admisiones totales.


¿Cómo se usa la metanfetamina?



El Cerebro-La dopamina asume un papel importante en la regulación del placer. La dopamina se produce en las células de los nervios dentro del área ventral tegmental y es liberada adentro del núcleo accumbens y el cortex frontal.


La metanfetamina existe en muchas formas diferentes y se puede fumar, inhalar, ingerir oralmente, o inyectar. La droga altera el estado de ánimo en formas diferentes dependiendo de como se tome.Inmediatamente después de fumar la droga o de inyectarla intravenosamente, el usuario siente una intensa sensación de euforia o "flash" que dura solo unos minutos y que describen como extremadamente placentera. El inhalar o tomar la droga oralmente produce una sensación de euforia pero menos intensa. Inhalación de la droga produce efectos dentro de 3 a 5 minutos, y tomarla oralmente produce efectos entre 15 y 20 minutos.Así como con estimulantes similares, la metanfetamina es frecuentemente
usada durante períodos de "antojo y choque" (binge and crash). Como la tolerancia de la metanfetamina ocurre dentro de pocos minutos, o sea que los efectos placenteros desaparecen antes que la concentración de la droga en la sangre baje significativamente, los usuarios tratan de mantener la sensación de euforia por más tiempo usando la droga repetidamente.En la década de 1980, "el hielo" (ice), una forma fumable de la metanfetamina comenzó a ser usada. "El hielo" (ice) es un cristal grande, de alta pureza y generalmente transparente, que se fuma en una pipa de vidrio igual que la"crack" cocaína. El humo no tiene olor, deja un residuo que puede ser refumado, y produce efectos que pueden continuar por 12 horas o más.


¿Cuáles son los efectos inmediatos (a corto plazo) del abuso de la metanfetamina?

Efectos a corto plazo pueden incluir:

-Aumento de atención y reducción de fatiga
-Aumento de actividad física
-Reducción de apetito
-Sensación de euforia
-Aumento de respiración
-Hipertermia

Como estimulante poderoso, la metanfetamina, aún en dosis pequeñas, puede incrementar el desvelo, la actividad física y disminuir el apetito. Una sensación eufórica breve ha sido reportada por aquellos que fuman o se inyectan con la metanfetamina. Ingestiones orales o inhaladas producen una sensación de elevación duradera en vez de la breve sensación eufórica que se ha reportado que puede durar hasta doce horas. Se cree que los dos tipos de sensaciones son el resultado desprendimiento de altos niveles del neurotransmisor dopamina en las áreas del cerebro que regulan los nervios que dominan el sentido del placer.La metanfetamina tiene efectos tóxicos. En los animales, una sola dosis alta de la droga ha revelado un gran daño a los terminales de los nervios en las regiones del cerebro que contienen dopamina. Se cree que el gran desprendimiento de dopamina producida por la metanfetamina contribuye a estos efectos tóxicos en los terminales de los nervios del cerebro. Dosis altas de la droga pueden elevar la temperatura del cuerpo a niveles peligrosos, a veces mortales, y también pueden causar convulsiones.


¿Cuáles son los efectos a largo plazo del abuso de la metanfetamina?

El abuso extendido de la metanfetamina resulta en muchos efectos dañinos, incluyendo la adicción. La adicción es una enfermedad crónica que se reincide, caracterizada por la búsqueda y uso compulsivo de la droga, que está acompañada por cambios funcionales y moleculares en el cerebro. Además de estar adictos a la metanfetamina, los abusadores crónicos de la droga revelan síntomas que pueden incluir comportamiento violento, ansiedad, confusión, e insomnia. Ellos también pueden demostrar varias características sicóticas, incluyendo la paranoia, alucinaciones auditivas, ánimo alborotado, y delirio (por ejemplo, la sensación que insectos le caminan sobre la piel, llamado"formicación" (formication). Además, la paranoia puede provocar pensamientos de homicidio y/o de suicidio.

Efectos a largo plazo pueden incluir:

Sicosis de dependencia y adicción
* paranoia
* alucinaciones
* trastornos de humor
* actividad repetitiva de los sistemas motorizados del cuerpo.

Derrame cerebral
Pérdida de peso


Con uso crónico, se puede desarrollar tolerancia a la metanfetamina. Con el fín de intensificar los efectos deseados, puede ser que los usuarios tomen dosis más altas de la droga, que la tomen con más frecuencia, o que cambien la forma de administrarse la droga. En algunos casos, los usuarios de la droga dejan de comer y dormir mientras se satisfacen con una forma desenfrenada de la administración de la droga; esto se conoce como una "corrida" (run), inyectándose hasta un gramo de la droga cada 2 o 3 horas durante varios días hasta que la droga se le termine al usuario o se sienta demasiado desorganizado para continuar. El abuso crónico puede dirigir al usuario a un comportamiento sicótico, caracterizado por paranoia intensa, alucinaciones visuales y auditivas, y rabia incontrolable que se puede emparejar con comportamiento extremadamente violento. Aunque no hay manifestaciones físicas de un síndrome de síntomas de reajuste cuando se deja de usar la metanfetamina, hay varios síntomas que ocurren cuando un usuario crónico deja de usar la droga.

Estos síntomas incluyen depresión, ansiedad, fatiga, paranoia, agresión y un deseo intenso por la droga. En estudios científicos que examinan las consecuencias a largo plazo del uso de la metanfetamina en los animales, ha surgido preocupación sobre los efectos tóxicos en el cerebro. Investigadores han reportado que tanto como el 50 por ciento de las células que producen dopamina en el cerebro pueden ser dañadas después de exposición prolongada a niveles relativamente bajos de metanfetamina. Investigadores también han encontrado que las células del sistema nervioso que contienen serotonina pueden ser dañadas aún más extensivamente. Si esta toxicidad está relacionada a la sicosis vista en algunos de los abusadores crónicos de la metanfetamina, está todavía por descubrirse.


¿Cuál es la diferencia entre la metanfetamina y otros estimulantes como la Cocaína?

La metanfetamina está clasificada como un sicoestimulante al igual que otras drogas de abuso, como son la anfetamina y la cocaína. Sabemos que la estructura de la metanfetamina es similar a la de la anfetamina y el neurotransmisor dopamina pero que es muy diferente a la cocaína. Aunque estos estimulantes tienen efectos similares hacia el comportamiento y la fisiología, hay grandes diferencias en los mecanismos básicos de cómo trabajan al nivel celular del sistema nervioso. Sin embargo, la conclusión es que el resultado de la metanfetamina, tal como la cocaína, es la acumulación del neurotransmisor dopamina y esta concentración excesiva de la dopamina es la que aparentemente produce la estimulación y sensación de euforia que siente el usuario. En contraste a la cocaína, la cual se elimina rápidamente y es casi metabolizada por completo en el cuerpo, la metanfetamina tiene una duración de acción mucho más larga y un porcentaje mayor de la droga permanece sin cambiar en el cuerpo. El resultado es que la presencia de la metanfetamina en el cerebro dura más, lo cual finalmente conduce a la prolongación de los efectos estimulantes de la droga.


Aunque ambas la metanfetamina y la cocaína son sicoestimulantes, hay diferencias entre las dos drogas.

Metanfetamina
Hecha por el hombre
Fumarla produce sensación elevada que dura de 8-24 horas.
50% de la droga desaparece del cuerpo en 12 horas
Uso médico limitado

Cocaína
Derivado de planta
Fumarla produce sensación elevada que dura de 20-30 minutos.
50% de la droga desaparece del cuerpo en 1 hora
Usada como una anestesia local en algunos procedimientos quirúrgicos


¿Cuáles son las complicaciones médicas que resultan del abuso de la metanfetamina?

La metanfetamina puede causar una variedad de problemas cardiovasculares. Estos incluyen latido acelerado o irregular del corazón, presión alta, y daños irreversibles que pueden ocasionar derrames a los vasos sanguíneos del cerebro. La hipertermia (temperatura elevada del cuerpo) y convulsiones ocurren con sobredosis de la metanfetamina y si no se tratan inmediatamente pueden resultar fatales.El abuso crónico de la metanfetamina puede resultar en la inflamación de las paredes internas del corazón, y entre los usuarios que se inyectan la droga, daño a los vasos sanguíneos y abscesos de la piel. Las personas que abusan de la metanfetamina también pueden tener episodios de conducta violenta, paranoia, ansiedad, confusión e insomnia. Las personas que usan la droga constantemente, demuestran deterioro progresivo en sus vidas sociales y ocupacionales. En algunos casos síntomas sicóticos pueden persistir por meses o años después de que se deja de usar la droga.

Envenenamiento agudo con plomo es otro riesgo potencial para los usuarios de la metanfetamina. Un método ilegal, pero común, en la producción de esta droga es usar acetato de plomo como su reactivo químico. Por lo tanto, errores en la producción pueden resultar en que la metanfetamina esté contaminada con plomo. Se han documentado casos de envenenamiento agudo con plomo en abusadores que se inyectan la metanfetamina.

También, un problema importante en los Estados Unidos es la exposición fetal a la metanfetamina. Hoy en día, las investigaciones indican que el abuso de la metanfetamina durante el embarazo puede resultar en complicaciones prenatales, incremento en partos prematuros y alteración en las normas de comportamiento neonatal, como reflejos anormales e irritabilidad extrema. El abuso de la metanfetamina durante el embarazo también puede estar ligado a la deformación congénita del feto.


¿Están los abusadores de la metanfetamina en riesgo de contraer VIH/SIDA y Hepatitis B y C?

El incremento en la transmisión del SIDA y hepatitis B y C son consecuencias probables del aumento en el abuso de la metanfetamina, particularmente en individuos que se inyectan la droga y comparten los instrumentos de inyección.

La infección del SIDA y otras enfermedades infecciosas son propagadas entre los usuarios que se inyectan la droga principalmente a través de jeringas, agujas y otros aparatos contaminados y usados por más de una persona. Para casi un tercio de los norteamericanos infectados con SIDA, el uso de la droga inyectada ha sido un factor de alto riesgo, contribuyendo a que el abuso de las drogas se convierta en el portador con más crecimiento en la transmisión del SIDA en toda la nación.

Investigaciones también indican que la metanfetamina y otras drogas que estimulan las actividades sicomotoras del cuerpo pueden incrementar el libido en los usuarios, en contraste a los opiatos que disminuyen el libido. Sin embargo, el uso a largo plazo de la metanfetamina puede estar asociado con la disminución de la función sexual, por lo menos en los hombres. Además, la metanfetamina parece estar asociada con actos sexuales más violentos, lo cual puede causar sangramiento y raspaduras. La combinación de inyección y riesgos sexuales pueden resultar en que el SIDA se convierta en un problema más grande entre los que abusan de la metanfetamina que entre los que abusan de opiatos y otras drogas, algo que ya parece estar sucediendo en California.

Investigaciones hechas con fondos del NIDA han descubierto que a través de tratamiento, prevención, y programas de ayuda comunitaria, los abusadores de drogas pueden cambiar su conducta y disminuir los riesgos de contraer SIDA. El uso de las drogas se puede eliminar y la conducta de alto riesgo relacionada con las drogas, como el compartir agujas y las prácticas sexuales peligrosas, se pueden reducir significativamente así reduciendo el riesgo de contagio. Por lo tanto, el tratamiento del abuso de las drogas es altamente eficaz en la prevención de la propagación del SIDA, hepatitis B, y hepatitis C.


¿Cuáles tratamientos son eficaces para los que abusan de la metanfetamina?

Hoy en día, los tratamientos más efectivos contra la adicción de la metanfetamina son las intervenciones en la conducta cognoscitiva. Estos métodos están diseñados para ayudar a modificar la forma de pensar, la expectativa y conducta del paciente, y aumentar la capacidad para hacerle frente a los factores estresantes en su vida. Grupos de apoyo y recuperación de la metanfetamina también parecen funcionar cuando usados en conjunto con las intervenciones del comportamiento. Estos pueden llevar al paciente a una recuperación completa liberándolo del uso las drogas a largo plazo.

Actualmente, no existen tratamientos farmacéuticos que curen la dependencia de la anfetamina o drogas similares a la metanfetamina. El método farmacológico actual se ha adoptado de la experiencia con tratamientos usados en casos de dependencia de la cocaína. Desafortunadamente, este método no ha tenido mucho éxito ya que ningún agente en particular ha sido eficaz en los estudios clínicos controlados. Medicamentos antidepresivos ayudan a combatir los síntomas depresivos que se ven frecuentemente en aquellos usuarios de la metanfetamina que han dejado de usar la droga.

Hay algunos protocolos establecidos que usan los médicos en los salones de emergencia para dar tratamiento a los individuos que llegan con sobredosis de metanfetamina. Porque la hipertermia y las convulsiones son comunes y muchas veces las complicaciones son fatales en casos de sobredosis, tratamientos en los salones de emergencia se enfocan en los síntomas físicos más inmediatos. Pacientes de sobredosis son refrescados en baños de hielo y medicamentos para evitar convulsiones también pueden ser administrados.

Intoxicación aguda con metanfetamina se puede manejar por medio de observación en un ambiente seguro y silencioso. En casos de agitación extrema o pánico, tratamientos con medicamentos contra la ansiedad como benzodiazepines, han sido beneficiosos y en casos de sicosis inducidos por la metanfetamina, el uso a corto plazo de neurolépticos se ha probado exitoso.


¿Dónde se puede encontrar más información sobre el abuso de la metanfetamina?

Para aprender más sobre la metanfetamina y otras drogas de abuso, llame a la National Clearinghouse for Alcohol and Drug Information (NCADI) al número
1-800-729-6686. Especialistas en el área de información están disponibles para asistirle a ubicar los informes y recursos que usted necesite. También puede obtener información por medio de la página del NIDA en el Internet (http://www.nida.nih.gov) o en la página de NCADI (http://www.health.org).

Folletos de datos sobre los efectos que el abuso de las drogas tiene sobre la salud y otros temas, se pueden ordenar en inglés o español sin ningún costo, llamando al NIDA INFOFAX al número 1-800-NIH-NIDA (1-800-644-6432) o al
1-888-TTY-NIDA (1-888-889-6432) para aquellos con déficit auditiva.

A continuación vea una lista de temas de los folletos existentes:

Efectos de drogas específicas a la salud
* Cigarrillos y otros productos derivados del tabaco
* Crack y cocaína
* Ecstasy
* Heroína
* Inhalantes
* LSD
* Marihuana
* Metanfetamina
* Medicamentos para el dolor
* PCP
* Ritalina
* Rohypnol y GHB
* Esteroides (anabólicos)

Abuso de drogas y SIDA
Conocimientos aprendidos sobre la prevención en investigaciones científicas Investigaciones sobre tratamientos

o Métodos de tratamiento
o Medicamentos para tratamientos
o Métodos de tratamiento para mujeres
o Cambio de comportamiento a través de tratamiento

Tendencias y encuestas
o Costos a la sociedad del abuso de las drogas
o Tendencias en los colegios de secundaria y los jóvenes
o Episodios en los hospitales y muertes
o Tendencias a nivel nacional
o Tendencias sobre el embarazo y el abuso de las drogas
o Tendencias en tratamientos
o Tendencias en los lugares de trabajo

Nuevas publicaciones sobre los descubrimientos en investigaciones científicas

Información Sobre el NIDA
o Pagina Web en el Internet
o Misión y estructura
o Oportunidades para poblaciones especiales
o Oportunidades para financiar investigaciones científicas
o Próximos eventos y conferencias

Otros servicios de información sobre el abuso de las drogas
Página del NIDA en el internet: http://www.nida.nih.gov

Acceso a información en el Internet
o Qué hay de nuevo en la página del NIDA en el Internet
o Información sobre drogas de abuso
o Publicaciones y comunicaciones (incluyendo notas del NIDA)
o Calendario de eventos
o Vínculo a las unidades organizacionales del NIDA
o Información sobre el financiamiento de investigaciones científicas
(incluyendo anuncios y plazos)
o Actividades internacionales
o Conexiones a páginas relacionadas en el Internet (acceso a páginas
en el Internet de muchas otras organizaciones en el mismo campo de
investigación)


Glosario

Adicción: Una enfermedad crónica con recaídas caracterizadas por la búsqueda y el uso compulsivo de la droga, y por cambios neuroquímicos y moleculares en el cerebro.

Análogo: Un compuesto químico que es similar a otra droga en sus efectos pero que se diferencia ligeramente en su estructura química.

Ansias: Un deseo generalmente incontrolable y poderoso a las drogas.

Benzodiazepines: Drogas que alivian la ansiedad o que son recetadas como sedantes; entre los medicamentos más extensivamente recetados, se incluyen el valium y el librium.

Dependencia física: Un estado fisiológico adaptable que ocurre con el uso regular de las drogas y resulta en el síntoma de reajuste cuando se deja de usar la droga.

Desintoxicación: El proceso que permite al cuerpo liberarse de una droga mientras maneja el síndrome de reajuste; generalmente el primer paso en un programa de tratamiento de las drogas.

Dopamina: Un neurotransmisor presente en las regiones del cerebro que regulan el movimiento, la emoción, la motivación, y las sensaciones de placer.

Droga de Diseño: Un análogo procedente de una droga restringida que tiene propiedades sicoactivas.

Narcolepsia: Un desorden que se caracteriza por deseos incontrolables de sueño profundo.

Sensación eufórica: Un arranque de placer eufórico que sigue rápidamente después de la administración de una droga.

Serotonina: Un neurotransmisor relacionado a los estados de conciencia,ánimo, depresión y ansiedad.

Sicosis: Un desorden mental caracterizado por delirios o alucinaciones que indican un concepto deteriorado de la realidad.

Síntoma de reajuste: Una variedad de síntomas que ocurren después de que se disminuye el uso o se deja de usar una droga adictiva.

Sistema nervioso central: Se compone del cerebro y la columna vertebral.

Tolerancia: Una condición en que dosis altas de una droga son requeridas para producir el mismo efecto que se sentía inicialmente; generalmente resulta en dependencia física.

Tóxico: Efectos transitorios o permanentes que son perjudiciales a la función de un órgano o grupo de órganos en el cuerpo cuando se usan las drogas.


Fuentes

"Blood Level of Intravenous Drug Users," by R.L. Norton, B.T. Burton, and J. McGirr. Journal of Clinical Toxicology 34(4):425-30, 1996.

Epidemiologic Trends in Drug Abuse: Vol. 1. Highlights and Executive Summary of the Community Epidemiology Work Group , June 1997. NIH Pub. No. 98-4207. National Institute on Drug Abuse, 1997.

Epidemiologic Trends in Drug Abuse: Vol. 1. Highlights and Executive Summary of the Community Epidemiology Work Group , December 1996. NIH Pub. No. 97-4204. National Institute on Drug Abuse, 1997.

"Interacting Treatments for Methamphetamine Abuse: A Psychosocial Perspective," by A. Huber, W. Ling, S. Shoptaw, V. Gulati, P. Brethen, and R. Rawson. Journal of Addictive Diseases, 16(4):41-50, 1997.

"Like Methamphetamine, Ecstacy May Cause Long-Term Birth Damage," by R. Mathias. NIDA NOTES 11:7, 1996.

Methamphetamine Abuse (NIDA Capsules). National Institute on Drug Abuse, September 1997.

National Methamphetamine Strategy. U.S. Department of Justice, 1996.

National Survey Results on Drug Use From the Monitoring the Future Study, 1975-1994, Vol. I: Secondary School Students . NIH Pub. No. 93-3498. National Institute on Drug Abuse, 1995.

National Survey Results on Drug Use From the Monitoring the Future Study, 1975-1994, Vol. II: College Students and Young Adults . NIH Pub. No. 96-4027. National Institute of Drug Abuse, 1995.

"NIDA Survey Provides First National Data on Drug Abuse During Pregnancy," by R. Mathias. NIDA NOTES 10:6-7, 1995.

"Preliminary Results from the 1996 National Household Survey on Drug Abuse." Substance Abuse and Mental Health Services Administration, 1997.

Year-End Preliminary Estimates from the 1996 Drug Abuse Warning Network. Substance Abuse and Mental Health Services Administration, November 1997.

 

Indice

¿Qué es la metanfetamina?

¿Cuál es el alcance del abuso de la metanfetamina en los Estados Unidos?

¿Cómo se usa la metanfetamina?

¿Cuáles son los efectos inmediatos (a corto plazo) del abuso de la metanfetamina?

¿Cuáles son los efectos a largo plazo del abuso de la metanfetamina?

¿Cuál es la diferencia entre la metanfetamina y otros estimulantes como la Cocaína?

¿Cuáles son las complicaciones médicas que resultan del abuso de la metanfetamina?

¿Están los abusadores de la metanfetamina en riesgo de contraer HIV/SIDA y Hepatitis B y C?

¿Cuáles tratamientos son eficaces para los que abusan de la metanfetamina?

¿Dónde se puede encontrar más información sobre el abuso de la metanfetamina?

Glosario

Fuentes